Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

Temperley conquistó un punto en Rosario

(17/08/15 - Club Atlético Temperley)-.El conjunto de Ricardo Rezza jugó un partido sin muchas luces en la ofensiva, pero con los dientes bien apretados para seguir cumpliendo la meta impuesta para este año de mantener la categoría.

El Gasolero sigue demostrando que no menos que nadie y que enfrentarlo no será un simple trámite para ningún rival en el presente torneo, donde se ha mostrado muy ordenado y por momentos peligroso en ofensiva.

En la jornada de este fin de semana prevaleció ese orden defensivo que viene siendo un sello distintivo del equipo de Rezza y pese a verse superado en el juego en varios pasajes del partido, la buena actuación de Fede Crivelli; y esa concentración a la hora de cuidar el cero fueron decisivas para obtener un punto que lo aleja un poco más de la cola de la tabla de promedios.

Nada de lo que intentó le alcanzó a La Lepra para abrir el marcador le dio resultado, ni siquiera la ejecución de ese penal inexistente cobrado ante una falta cometida un metro largo fuera del área por el gigante Boggino.

Es que cuando no fue la defensa Celeste el muro de contención de los embates leprosos, lo fue el cancerbero Crivelli, siempre cuidando celosamente el ingreso a la cueva de los fantasmas del descenso del equipo de Turdera.

Y el Cele hizo su negocio. Sumó uno más, llegando a 23, y relegando uno más a varios de sus competidores de "la tabla del fondo", una tabla que difícilmente lo vea a Temperley complicado en esta temporada.

Es cierto que el equipo en ofensiva no termina de cuajar, pero no es menos cierto que con su presupuesto gasolero y su voluntad de no empeñar el futuro institucional, el equipo del sur está realizando un campeonato que seguramente será considerado histórico por las generaciones venideras.

Temperley formó con: Fede Crivelli en el arco: Gastón Bojanich, Gastón Aguirre, Ignacio Bogino y Cristian Chimino en defensa; Gabriel Esparza (32’ ST lo reemplaza el 14 Aprile), Adrián Arregui, Alejandro Frezzotti (A 15’ ST / 23’ del ST lo reemplaza el 48 Peralta) y Leonardo Di Lorenzo en mitad de la cancha; Fabián Sambueza (23’ ST lo reemplaza el 17 Ledesma) y Pablo Vilchez.

Informe: Hugo Delgado
Fotografía: Adán Solián

Con el 25% de la comida desperdiciada podría eliminarse el hambre en el planeta

(17/08/15 - Injusticia Social)-.Tan solo con el 25% de los alimentos que se desperdician se salvaría la vida de unos 795 millones de personas que corren peligro de muerte por desnutrición, e incluso bastaría para cubrir las necesidades de los más de 870 millones que padecen hambre, según un informe de la Organización para la Agricultura y la Alimentación de Naciones Unidas (FAO).

La ONU es incapaz de extraer aspecto positivo alguno del desperdicio de comida, que no solo es uno de los principales factores de inseguridad alimentaria; también es responsable de generar graves efectos contra el cambio climático y es consecuencia y símbolo de la ineficacia de los sistemas de distribución y consumición en el primer y tercer mundos.

Ambos comparten cifras parecidas en lo que al vertido de alimentos se refiere: los países industrializados tiran anualmente 670 millones de toneladas de comida por 630 de los países en desarrollo. Tiramos casi la mitad de las frutas y los vegetales (50%), por delante del pescado (35%), los cereales (30%) o la carne (un 20%).

Ello no quita para que los países ricos sigan desperdiciando casi tanta comida (222 millones de toneladas) como la producción entera del África Subsahariana (230 millones de toneladas), por no mencionar la diferencia existente en el comportamiento individual. 

Un residente de un país rico puede tirar entre 95 y 115 kilos de comida al año. En el África subsahariana y en el sureste de asia, esa cantidad es solo de entre 6 y 11 kilos.

El futuro no ofrece más que alarmas. Las estimaciones indican que la producción alimentaria en 2050 deberá ser un 60 por ciento mayor que la de 2005 para cubrir las necesidades de los 9.600 millones de personas que vivirán en el planeta para ese año, y la complejidad de los sistemas de distribución de alimentos, en lugar de aliviar el problema, solo han conseguido que se manifieste de formas tan variadas como difíciles de combatir.

Estados Unidos, Canadá, Australia y Nueva Zelanda son los países más negligentes a la hora de desperdiciar comida. Entre todos ellos tiran el 39 por ciento de la comida que compran, seguidos de Europa, que arroja al vertedero el 31 por ciento de los alimentos adquiridos.

Diferencia entre “pérdida” y “desperdicio”
La “pérdida de comida” no es intencionada y es un fenómeno característico de los países en desarrollo. Se debe a deficiencias de equipamiento, transporte e infraestructura. Sin embargo, el “desperdicio” de comida, voluntario, es mínimo.

La situación es exactamente la contraria en los países ricos, donde entran en juego otros factores, orientados a, o procedentes del consumidor. “Grandes cantidades de comida”, apunta la FAO, se desperdician debido a unos estándares de calidad que sobreenfatizan la apariencia de los alimentos”.

A ello hay que añadir el consumo excesivo, que nos lleva a comprar más comida de la que necesitamos, y que después tiramos cuando expira su fecha de caducidad.

Daño medioambiental
El impacto medioambiental tanto de la pérdida como del desperdicio de alimentos es muy elevado. El total de CO2 producido por la comida eliminada es de 3,3 gigatoneladas. Para hacerse una idea, si la comida desperdiciada o eliminada fuera un país, sería el tercero en emisión de gases contaminantes del mundo, solo por detrás de Estados Unidos y China.

Más aún: el ser humano usa cerca de 1.400 millones de hectáreas (un 30 por ciento del terreno agrícola existente) para cultivar alimentos que nunca llegan a consumirse. La cifra se dispara en el uso de agua potable: desperdiciamos más agua para cultivar alimentos que nunca comemos que la que pueden usar en todo un año gigantes como India o China.

“El cambio climático tiene que ver, por encima de todo, con el desequilibrio entre nuestra economía de producción y consumo y la capacidad de sustentación que ofrece el planeta”, explica a The Guardian Robert van Otterdijk, coordinador del programa para el ahorro de alimentos de la FAO.

“La producción de comida es uno de los mayores sectores productivos del mundo, y si un tercio de todo esto se produce en vano, imaginen el efecto que puede tener en los recursos naturales, en la tierra, en el agua, en la energía y en los gases que provocan el ‘efecto invernadero’.

Con el 25 % de la comida desperdiciada podría eliminarse el hambre en el planeta
(Granma)-.Tan solo con el 25 % de los alimentos que se desperdician se salvaría la vida de unos 795 millones de personas que corren peligro de muerte por desnutrición, e incluso bastaría para cubrir las necesidades de los más de 870 millones que padecen hambre, según un informe de la Organización para la Agricultura y la Ali­mentación de Naciones Unidas (FAO).

La ONU es incapaz de extraer aspecto positivo alguno del desperdicio de comida, que no solo es uno de los principales factores de inseguridad alimentaria; también es responsable de generar graves efectos contra el cambio climático y es consecuencia y símbolo de la ineficacia de los sistemas de distribución y consumo en el primer y tercer mundos.

Los países industrializados tiran anualmente 670 millones de toneladas de comida. Un residente de un país rico puede tirar entre 95 y 115 kilos de comida al año. En el África subsahariana y en el sureste de Asia, esa cantidad es de solo entre seis y 11 kilos.

Las estimaciones indican que la producción alimentaria en el 2050 deberá ser un 60 % mayor que la del 2005 para cubrir las necesidades de los 9 600 millones de personas que vivirán en el planeta para ese año.

El ser humano usa cerca de 1 400 millones de hectáreas (un 30 % del terreno agrícola existente) para cultivar alimentos que nunca llegan a consumirse. 

La cifra se dispara en el uso de agua potable: desperdiciamos más agua para cultivar alimentos que nunca comemos que la que pueden usar en todo un año gigantes como India o China.

Hallan toneladas de alimentos escondidos bajo tierra

(17/08/15 - Venezuela)-.La Guardia Nacional Bolivariana (GNB) incautó 50 toneladas de alimentos acaparados en el barrio San Juan al oeste de Maracaibo (estado Zulia) por bachaqueros.

Los especuladores, llamados bachaqueros, enterraron decenas de sacos de azúcar en el patio de una de las casas del sector. En otras viviendas,se decomisaron bultos de arroz, café, pasta, cerveza, refrescos, detergente, crema dental, y cloro, entre otros.

El mayor general Franklin García Duque, quien encabezó el operativo, dijo que el hallazgo se logró tras labores de inteligencia realizadas después de la Operación Liberación del Pueblo.

Los contrabandistas del sector atacaron a los Guardias Nacionales para evitar que dieran con la comida enterrada, modus operandi que utilizaban para no levantar sospechas.

En el procedimiento, las autoridades incautaron 300 cédulas que se usaban para extraer productos de los supermercados, dos armas y, en total, fueron detenidas cinco personas.

Desde el gobierno de Venezuela se viene denunciando la finalidad desestabilizadora de las maniobras de desabastecimiento que se realizan en forma permanente y que son vinculadas a los planes de la oposición de dar un Golpe Blando.

Sanma lo perdió en el barro (Más Galería de fotografías del partido)

(17/08/15 - San Martín de Burzaco)-.Por la mínima, en un partido donde se cumplió la máxima que señala que los triunfos se obtienen, no se merecen", Sanma mereció más, pero Luján se llevó todos los porotos.

Con la cuestión climática previa como marco, y la cancha verdaderamente pesada comenzó a disputarse el encuentro entre San Martín de Burzaco y Luján, con un local dominador, aunque poco incisivo y una visita agazapada y con el arco siempre bien custodiado por Matías Roncoroni.

Así, luego de varias llegadas de los locales, y solo una, aunque la más peligrosa, para la visita, no dejó de ser sorpresivo que a los 36 de juego Gorosito abriera el marcador para los visitantes.

Los Azules, que hasta allí habían sido claros dominadores fueron consumidos por los nervios y la primera parte se terminó de consumir en la búsqueda de los dirigidos por Cristian Ferlauto de la tranquilidad necesaria para dar vuelta el encuentro.

Un punto y aparte merece Rodrigo Sabini, que no solo es mal arbitro, sino que además la va de guapo con los jugadores y "me muero con la mía aunque tenga que salir en patrullero" le escucho decir este cronista.

Pero lamentablemente la de Sabini fue una hemorragia de desaciertos, jugadas mal cobradas y falta de criterio, no ejercidas con parcialidad, pero que en efecto en un determinado momento desvirtuaron el juego.

La segunda parte volvió a tener a los locales buscando llegar hasta el arco de Roncoroni, cosa que lograron con mucha dificultad y que, además, cuando lo hicieron siempre encontró al guardameta bien parado.

Ahora Sanma, que quedó ubicado en mitad de la tabla, pero no está ni remotamente preocupado por el promedio, deberá visitar a cañuelas, mientras que la fecha 28 recibirá a Berazategui.

El domingo San Martín de Burzaco formó con Federico Scurnick en el arco; Pablo Jerez, Martín Ortiz, Juan González y Lucas Angellini la defensa;  Marcerlo Ricci, Maxi Ortigoza, Jorge Coria y Matías Fleitas en el medio campo; David Ledesma y Daniel Sosa en la delantera.


Galería de Fotografías del Partido