Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Duterte se endurece y designa militares al frente de dos ministerios

(11/05/17 - Filipinas)-.El Presidente Rodrigo Duterte, cuestionado internacionalmente por las consecuencias de su guerra contra las drogas, designó al general Eduardo Año, actual jefe de las Fuerzas Armadas, como ministro del Interior, días después de nombrar a otro militar al frente de Medio Ambiente.

Año, de 55 años, tomará en octubre las riendas del Departamento del Interior y Gobiernos Locales, tras dejar la jefatura de las Fuerzas Armadas, anunció Duterte durante una conferencia de prensa en Manila previo al inicio de una gira por varios países de la región.

El militar sucederá al actual secretario en funciones de ese ministerio, Catalino Cuy, que asumió la cartera el pasado 5 de abril después de que destituyeran al anterior ministro, Ismael Sueno, tras nueve meses en el cargo por su presunta implicación en un caso de corrupción.

Duterte escogió días atrás a otro militar y ex jefe del Ejército, Roy Cimatu, como secretario de Medio Ambiente en sustitución de Gina Lopez, cuyo nombramiento no fue ratificado por el Congreso tras una fuerte polémica por su decisión de clausurar más de la mitad de las explotaciones mineras del país por el daño ecológico que causaban.

La designación de altos mandos militares en los ministerios sólo tiene una precedente en el país, cuando entre 2004 y 2006, el ex jefe del Ejército Angelo Reyes, ocupó el ministerio del Interior durante el gobierno de la presidenta Gloria Macapagal-Arroyo, informó la agencia de noticias EFE.

Actualmente, Duterte es duramente cuestionado por la comunidad internacional luego que tras asumir la presidencia en junio de 2016, lanzara una "guerra contra las drogas", que promueve la eliminación de traficantes y consumidores de estupefacientes.

Esta semana se conoció un informe elaborado por distintas Organizaciones No Gubernamentales en el que aseguran que la polémica medida implementada por Duterte, se ha cobrado la vida de entre 8.000 y 12.000 supuestos consumidores y traficantes.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua