Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » El Arzobispo Aguer comparó delitos de lesa humanidad con corrupción y negó el genocidio

(21/08/17 - Lesa Humanidad)-.En una nota que publicó en un medio, el polémico Arzobispo volvió a la carga hablando de la última dictadura. En esta ocasión minimizó el poder de exterminio del Estado durante la dictadura e increíblemente comparó  la gravedad de delitos de lesa humanidad con la corrupción en el Estado.
  
Una y otra vez, el Arzobispo de la ciudad de La Plata, Hector Aguer, volvió a dejar frases encendidas y polémicas. Esta vez comparo los delitos de lesa humanidad cometidos en la última dictadura militar con la corrupción desde el Estado. Además avalo la “teoría de los dos demonios” y dijo que la “Memoria está camuflada de venganza”.

Sin juzgar las intenciones, estimo que quienes militan contra la teoría de los dos demonios no quieren la reconciliación nacional; están abroquelados en el resentimiento y el rencor.
“¿No serán de lesa humanidad los delitos cometidos desde el Estado y contra todo el pueblo por personajes recientes que se han beneficiado de una distracción judicial de más de diez años?”, se preguntó irónico Aguer, en una columna escrita para el diario La Nación.

El arzobispo platense fue más allá, al señalar que "no hay futuro para la sociedad argentina sin perdón recíproco, sin olvido, que es lo contrario de la venganza camuflada como memoria", haciendo claro énfasis en el perdón que más pareciera significar un olvido del genocidio de la dictadura cívico-militar.

"Sin juzgar las intenciones, estimo que quienes militan contra la teoría de los dos demonios no quieren la reconciliación nacional; están abroquelados en el resentimiento y el rencor. Se alborozan porque 40 años después de aquellos sucesos la Justicia envía a la cárcel a antiguos oficiales jóvenes apelando al discutible concepto de "lesa humanidad", siguió.

No es la primera vez que el Arzobispo deja frases repudiables sobre la dictadura, minimizando el rol del Estado y de las Fuerzas Armadas. Aunque, en su afán por el “perdón”, todavía no ha mencionado el rol de la Iglesia católica.

Aguer cerró su editorial afirmando que  "los miles de crímenes de los 'jóvenes idealistas'", de la década de los 70 podían considerarse "peligrosos delincuentes”, al mismo tiempo que volvió a comparar el poder de exterminio del Estado con el de guerrillas diezmadas como Montoneros y ERP.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua