Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Los temibles operarios del espionaje PRO para la tercera conquista del desierto

Al lado de Noceti, hablando por teléfono, el PSA Guillermo Frankerberger.
(07/09/17 - Gestión MAcri, Represión)-.El defensor de represores Pablo Noceti, un poronga de la PSA y la ex SIDE triangulan en la Patagonia. Quién es el jefe invisible de la Gendarmería. El autogobierno policial. La prehistoria K.

Bajo la consigna ¿Dónde está Santiago Maldonado?, la multitud que desbordó la Plaza de Mayo y se manifestó en gran parte de las plazas de todo el país, volvió a poner en cuestión el rol de las fuerzas de seguridad durante el gobierno de Cambiemos.

Desde que Mauricio Macri designó a Patricia Bullrich como ministra de Seguridad, el oficialismo intentó desplegar un esquema propio en contraste con el que había heredado después de 12 años del kirchnerismo en el poder. 

Cuestionada por decenas de miles de personas que se movilizaron este viernes, la ministra es el primer fusible que el Presidente podría hacer saltar si quisiera hacerse cargo de la responsabilidad que le cabe al Estado en la desaparición de Maldonado, hace ya más de un mes, y pasar de la negación a la acción.

Bullrich no debería irse sola sino junto a su mano derecha y delegado en el lugar de los hechos, Pablo Noceti. El jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad es un abogado que entre sus pergaminos más destacados acreditaba la defensa de represores de la última dictadura militar. Fue el encargado de propalar amenazas y el hostigamiento del Estado nacional contra el grupo Resistencia Ancestral Mapuche (RAM) y de comandar en persona el operativo represivo el 1 de agosto pasado en Cushamen. 

El amigo de Noceti
Sin embargo, Noceti no estaba solo en su cruzada contra los mapuches. Contó con el respaldo del alto funcionario de la Policía de Seguridad Aeroportuaria Guillermo Frankerberger, promovido a comisionado general por el Presidente y su ministra en un acto en Casa Rosada en enero pasado.

Frankerberger trabajó durante años a las órdenes del kirchnerismo y siempre dejó conformes a los altos mandos. Pero se adaptó sin problemas a las directivas del macrismo a partir de diciembre de 2015. Tanto, que ahora es denunciado como el principal responsable de montar una estructura de inteligencia legal e ilegal en la Patagonia, continuidad del espionaje sobre los mapuches que, según comprobó la Justicia, se había iniciado durante los últimos años del kirchnerismo. 

Se los puede ver juntos en una foto del juicio de extradición contra Jones Huala en setiembre de 2016, que difundió la agencia de Esquel. Noceti mira a su derecha y el rubio Frankerberger habla por teléfono, detrás de los miembros de la comunidad mapuches.

Por Diego Genoud, Infodatas

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua