Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Siete de cada diez homicidios dolosos en CABA fueron femicidios

(09/10/17 - Femicidios)-.El informe detalla que durante 2016 fueron asesinadas 18 mujeres y 13 de esos hechos fueron femicidios. Aunque disminuyeron los homicidios de mujeres en comparación con el año 2015, aumentó la proporción de víctimas de femicidio sobre el universo total de mujeres asesinadas.

La Unidad Fiscal Especializada en Violencia contra las Mujeres (UFEM), a cargo de la fiscal Mariela Labozzetta, presentó la segunda edición de su informe anual sobre “Femicidios y homicidios dolosos de mujeres en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires 2016”. 

El documento revela que 18 mujeres fueron víctimas de homicidio en la CABA durante 2016, 13 de las cuales correspondieron a casos de femicidio. Respecto al 2015, se observa que los homicidios dolosos de mujeres disminuyeron un 44%; mientras que entre los femicidios, la disminución fue menor, alcanzando el 32%. De esta manera, el peso de los femicidios aumentó, representando en 2016 el 72% del total de víctimas femeninas (13 casos).

El material elaborado por UFEM destaca que entre los casos de femicidio, en el 86% existía algún tipo de vínculo entre víctima y victimario. En siete oportunidades, unía a la víctima y el victimario un vínculo de pareja (actual o pasada); en un caso el vínculo era familiar, mientras que tres víctimas fueron asesinadas por personas conocidas/vecinos. 

Las restantes dos fueron asesinadas por una persona desconocida para ellas. Así, se observa que si bien en la mayoría de los casos víctima y victimario se conocían, 5 de las 13 víctimas de femicidio fueron asesinadas por personas fuera de su ámbito de pareja y/o familiar.

El informe elaborado por UFEM destaca que entre los casos de femicidio, en el 86% existía algún tipo de vínculo entre víctima y victimario.
Esto representa una novedad respecto del año 2015, así como el hecho de que la edad de las víctimas en este último año fue menor: en 2016, el 54% tenía menos de 30 años al momento del hecho. Asimismo, este año el 46% de las víctimas eran migrantes.

Con relación a las causales de muerte, la mayoría de las víctimas de femicidio murieron por apuñalamiento (69%), dos baleadas, siendo los victimarios usuarios ilegítimos de armas de fuego. Se destaca una clara correlación entre apuñalamiento y femicidio: no hay víctimas mujeres apuñaladas por otro tipo de homicidio doloso. Así, la utilización de armas blancas es un claro indicio de femicidio.

Respecto a los autores de femicidio, todos fueron identificados. Prevalecen los victimarios de entre 18 y 29 años (54%). La mayoría son argentinos (62%). La conducta más repetida por los autores fue la fuga luego del crimen (46%).

Por último, el relevamiento indica que un total de siete niños/as (de hasta 13 años) y un adolescente se quedaron sin madre durante el año 2016 en la ciudad de Buenos Aires; cinco de ellos/as eran hijos/as en común con el autor del hecho. Además, dos de los niños/as fueron víctimas de violencia directa en otras oportunidades diferentes al hecho. Cuatro femicidios se cometieron en presencia de hijos/as de la víctima.

Estos datos forman parte de las conclusiones de un informe integral que presenta así su segunda edición. UFEM ya trabaja en la recolección y registro de casos de homicidios dolosos de mujeres y femicidios ocurridos en 2017. Se trata de una investigación cuantitativa que tiene como objetivo producir información que sirva de insumo para el desarrollo de estrategias de política criminal.

Para la producción de esta información, se utilizó el instrumento de medición de femicidios, elaborado especialmente por el área de Análisis Criminal y Planificación de la UFEM a esos efectos, que contiene indicadores propios creados sobre la base de las recomendaciones del Modelo de Protocolo Latinoamericano de investigación de muertes violentas de mujeres por razones de género de las Naciones Unidas.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua