Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » El gobierno boliviano volvió a rechazar manifestaciones racistas

(16/03/18 - Bolivia)-.El presidente en ejercicio del Estado Plurinacional, Álvaro García Linera, reiteró hoy que el Gobierno hará respetar la igualdad de derechos entre los ciudadanos, así como condenará cualquier tipo de manifestación de racismo o discriminación.

El alto funcionario afirmó que hechos de esa naturaleza son inaceptables en un Estado plurinacional como el de Bolivia, que se caracteriza por la inclusión y la tolerancia.

Igualmente, recordó que el racismo y la discriminación son una herencia colonial y una tara social que debe combatirse con una buena educación desde los hogares.

Señaló, además, que ciertos grupos políticos opositores -a los que catalogó de 'derecha fascista'- promueven este tipo de actos discriminatorios que nada tienen que ver con una sociedad democrática.

García Linera pidió aplicar con firmeza y rigor la Ley de lucha contra el racismo, y toda forma de discriminación para evitar que se propague ese flagelo en el país.

Vamos a aplicar la Ley 045 contra el racismo y toda forma de discriminación, y vamos a pedir a las autoridades competentes que se apliquen las penas máximas contra cualquier caso que surja en el territorio nacional, aseveró.

Esta norma sanciona con una pena de tres a siete años de prisión a la persona que arbitrariamente e ilegalmente, restrinja, anule, menoscabe o impida el ejercicio de derechos individuales o colectivos por motivos de raza, origen nacional o étnico, color, ascendencia, pertenencia a naciones y pueblos indígena originario campesinos o el pueblo afroboliviano o uso de su vestimenta o idioma propio.

Estas declaraciones del vicepresidente boliviano responden a un hecho acontecido la víspera en el departamento de Santa Cruz, en el cual una mujer insultó y agredió a otra por su condición indígena, al interior de un microbús.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua