Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Se agrava situación del presidente peruano

(18/03/18 - Perú)-.La decepción por las explicaciones reiterativas del presidente peruano, Pedro Pablo Kuczynski, sobre sus brumosos negocios indirectos con empresas contratantes con el Estado y la posibilidad de su destitución, destacan en la semana peruana.

El mandatario vivió una semana que puede ser decisiva para el desenlace del procedimiento de destitución cuyo debate aprobó el jueves el Congreso de la República por amplia mayoría, por los citados negocios, consultorías financieras de obras contratadas por el gobierno con participación de Kuczynski, según los cuestionamientos.

El jueves, mientras el parlamento debatía la admisión de la moción de vacancia 'por incapacidad moral permanente' (genérica causa prevista por la constitución), Kuczynski declaraba ante un fiscal anticorrupción por uno de esos casos.

El interrogatorio trató sobre ventajas indebidas otorgadas para la explotación y exportación de gas, a un consorcio integrado por la petrolera norteamericana Hunt Oil, a la que había asesorado Kuczynski, para luego impulsar el contrato desde el gobierno, como ministro de Alejandro Toledo (2001-06), prófugo incluido en la pesquisa.

Al día siguiente, llegó el interrogatorio al presidente, solicitado siete meses atrás, por la comisión congresal investigadora de sobornos de empresas brasileñas a funcionarios peruanos, que era esperado por varias bancadas para decidir su posición respecto a la destitución del gobernante.

Los resultados fueron decepcionantes para la mayoría de los miembros de la comisión, que consideran que el presidente fue reiterativo y no dio las debidas explicaciones.

Tras la audiencia, la presidenta conservadora de la comisión, Rosa Bartra, dijo que el mandatario dio algunas respuestas escuetas, otras amplias y otras evasivas, y resaltó en cambio la importancia de un informe comprometedor para él, de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF).

El informe, filtrado a la prensa en la noche previa, daba cuenta minuciosa de contratos de Westfield, empresa de Kuczynski, y otras vinculadas a él, con la firma brasileña Odebrecht, y sobre todo referidos al proyecto de construcción de dos tramos de una carretera a Brasil, y la ruta que llevaba el pago de esas empresas a cuentas de Kuczynski o Westfield.

El contrato fue viabilizado con participación del actual mandatario, cuando era ministro de Toledo, pero ante los parlamentarios insistió en el argumento de la 'muralla china' que dividía sus empresas de su actividad en el gobierno, lo que no resulta convincente para Bartra, para el progresista Humberto Morales y para el centrista Víctor García Belaunde.

Sobre el hecho que los pagos por las asesorías a Odebrecht, empresas ligadas a esta y otras compañías, llegaba a sus cuentas, el presidente señaló que él no había tenido nada que ver y solo recibía utilidades empresariales, lo que considera legal.

Según Morales, el mandatario no pudo probar, y no tiene cómo hacerlo, su inverosímil afirmación de que no sabía nada de los contratos de su socio chileno Gerardo Sepúlveda, pese a estar comprobado de que este lo visitaba cuando era ministro.

Los asistentes al interrogatorio dijeron también que Kuczynski intentó desacreditar el informe de la UIF como erróneo y sus abogados resaltaron su ilegal filtración a la prensa.

Posteriormente la Presidencia difundió un comunicado con correcciones que, según los legisladores, no cambia el hecho fundamental que los pagos por consultorías de empresas ligadas a Kuczynski terminaban en sus cuentas.

El diario La República, pese a ser opuesto a la destitución del gobernante, destacó hoy que Odebrecht hizo transferencias a Westfield cuando él era ministro de Economía de Toledo y señaló que 'la defensa presidencial se complica y la coyuntura política se vuelve más tormentosa'.

También admite la posibilidad que el primer vicepresidente, Martín Vizcarra, y le da consejos para el caso que asuma la presidencia si Kuczynski, quien debe alegar en su defensa ante el Congreso el jueves próximo, termina cesado.

El analista Raúl Tola apunta que las acciones del jefe de Estado han logrado lo inimaginable, que fuerzas políticas disímiles lleguen a acuerdos mínimos para destituirlo cuando su escaso apoyo popular se terminó de diluir.

Para Tola, 'quienes por principios democráticos todavía ven la vacancia como un precedente peligroso no moverán un dedo para defender a un presidente que los manipuló', aparente alusión a un sector parlamentario que votó contra el primer intento de vacancia, en diciembre pasado.

Añade que si Kuczynski se salvara de la defenestración, muy pocos lo celebrarán, pues a nadie le gustaría que alguien como él 'se salga con la suya'.

Sobre el resultado del proceso de destitución, muchos creen que Kuczynski podría salvarse mediante acuerdos no santos bajo la mesa que resten votos a la vacancia, pero nadie apuesta en firme por un resultado.

Por Manuel Robles Sosa, PL

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua