Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Allanaron las sedes de Edelap y Edea por facturas truchas por $ 350 millones

(22/05/18 - Provincia de Buenos Aires)-.Un verdadero escándalo comenzó a tomar cuerpo en La Plata, al trascender los allanamientos las oficinas de las empresas de distribución eléctrica Edelap y Edea, ordenados en las últimas horas la justicia por la supuesta utilización de facturas apócrifas. 

La diligencia se llevó adelante en el marco de una causa por evasión fiscal que alcanzaría la friolera de los 350 millones de pesos.
  
La diligencia fue ordenada por el Juzgado en lo Criminal y Correccional Nº 1 de San Martín, tras una denuncia realizada por la Dirección de Grandes Contribuyentes Nacionales de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), que acusa a las empresas de inflar gastos para pagar menos impuestos.

El organismo de control descubrió una supuesta fábrica de facturas "truchas", motivo por el que el juez ordenó la identificación de tres empresas proveedoras de las facturas, todas pertenecientes al mismo dueño, el 90% de ellas destinadas a ambas compañías distribuidoras de electricidad en la provincia de Buenos Aires.

Según trascendió de fuentes judiciales, "Edelap usó estas facturas por $150 millones, Edea lo hizo por $215 millones", por lo que se investiga el periodo comprendido entre los años 2015-2017, en el que ambas empresas pertenecían al grupo DESA, controlado por el empresario Rogelio Pagano.

Además de las oficinas de Edelap y Edea, los funcionarios judiciales llevaron adelante procedimientos en los domicilios de las empresas en las que se emitían las facturas, una pequeña oficina ubicada en el centro de la Ciudad de Buenos Aires y un domicilio particular en Bella Vista, perteneciente al partido bonaerense de San Miguel.

Los trascendidos señalan que  el monto de las facturas utilizadas por Edelap ascendería a los 150 millones de pesos, mientras que Edea lo habría realizado por unos 215 millones.
Desde Edelap y Edea deslindan responsabilidades y aseguran que la investigación apunta a los proveedores de la documentación y no hacia las empresas eléctricas.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua