Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Un estudio genético a gran escala cuestiona teoría de Darwin

(05/06/18 - Genética)-.Un equipo de expertos en genética ha manifestado que se encuentra perplejos por los resultados de analizar el “código de barras de la vida” de 100 000 especies animales.

La diversidad genética de las distintas especies no parece crecer al aumentar la población de unas y otras, y el 90 % de las especies actuales, humanos incluidos, aparecieron entre hace 100 000 y 200 000 años, concluye un estudio hecho sobre 5 millones de secuencias ácido desoxirribonucleico (ADN) ordenadas por especies.

Las dos conclusiones han sorprendido a los científicos Mark Stoeckle, de la Universidad de Rockefeller (EE.UU.), y David Thaler, de la Universidad de Basilea (Suiza), autores de la investigación, publicada recientemente en la revista Human Evolution, por poner en cuestión ideas comúnmente aceptadas de la genética desde hace numerosas décadas.

“Esa conclusión es muy sorprendente y yo la combatí con tanta energía como pude”, ha dicho Thaler a la agencia de noticias francesa AFP sobre la antigüedad similar y relativamente reciente de la inmensa mayoría de los animales existentes, a juzgar por el ADN mitocondrial analizado para este estudio.

El ADN mitocondrial, usado de manera corriente para identificar especies con rapidez, es mucho más sencillo —y barato de analizar— que el nuclear, que según señalan los investigadores muestra muchas más diferencias entre los distintos seres vivos.

Esa conclusión es muy sorprendente y yo la combatí con tanta energía como pude”, dice el científico David Thaler sobre la conclusión de que el 90 % de las especies animales existentes aparecieron entre hace 100 000 y 200 000 años.

Aun así, “la secuencia mitocondrial ha demostrado ser perfecta para este planteamiento de estudiar todos los animales, porque tiene el equilibrio justo de dos propiedades contradictorias”, explica Thaler.

El estudio de estas secuencias permite rastrear minúsculos cambios genéticos “neutros” intraespecies y, de esta manera, al compararlos unos con otros, establecer cronologías de evolución. En esta investigación, por extraño que pueda parecer, se ha concluido que las variaciones son muy escasas y que nueve de cada 10 especies surgieron más o menos a la vez que el ser humano.

Lo que sugieren los investigadores es que “los virus, glaciaciones, nuevos competidores exitosos y pérdidas de especies para depredar pueden causar períodos en que la población de un animal se desploma. Entonces es más fácil que una innovación genética barra la población y contribuya a que emerja una nueva especie”, apunta Jesse Ausubel, de la Universidad Rockefeller, como posible inicio de explicación.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua