Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Ataque homofóbico en La Plata: “¡Este es puto, vamos a matarlo!”

(28/07/18 - Violencia de Género)-.En la ciudad de La Plata, Hermann Müller (foto), un actor de 30 años, fue agredido en un ataque de odio. “¡Este es puto, vamos a matarlo!”, le dijeron dos varones antes de atacarlo. Hermann siguió caminando pero cuando quiso darse cuenta ya lo estaban golpeando. Según relata, en la comisaría no quisieron tomarle la denuncia. 

Eran cerca de las 7:20 cuando Hermann Müller caminaba hacia su trabajo por Diagonal 76. Mientras mandaba un mensaje de audio por Whatsapp, se cruzó de frente con dos varones. “¡Uh!¡Este es puto vamos a matarlo!”, contó que le gritaron. “Seguí caminando, no creí que fuera a pasar algo, así que no alcancé a ver cuándo uno de ellos saltó para darme una patada en la cara”, explicó.

“Por suerte mis anteojos se cayeron al suelo y no sufrí impacto en la cara con ellos. Pude salir corriendo”, dijo a Presentes.

Mientras iba hacia la comisaría, llamó al 911. En el camino se cruzó con un efectivo policial quien después de escucharlo se dirigió al lugar para ver si ubicaba a los agresores. Ya en lo comisaría 2da de La Plata -ubicada en Avenida 38 entre calles 7 y 8- Hermann contó que lo atendió una mujer policía. “Tenía cero ganas de atender, cero empatía”, dijo. Allí, el joven expuso que lo habían atacado por odio, por ser gay. Contó que la oficial le preguntó ‘¿pero te robaron’?”, y que le insistía preguntando si había sido un robo, “ignorando completamente el hecho de odio”, dijo.

“Si no te robaron nada te sugiero que esperes un rato que venga la jefa porque la que está ahora no te va a tomar la denuncia porque ya terminó su turno”, concluyó la oficial. Müller narró en su denuncia por la red social que en ese momento entró al destacamento una fiscal con personal de Policía de Seguridad Aeroportuaria y la poca atención que le estaban dando, se redujo. Luego que otro policía le dijera que por la zona del ataque quizás deba ir a denunciar el hecho a otra comisaría, Hermann afirmó que la oficial que lo atendió primero, remató: “Andá al médico, que te vea, yo no me quiero hacer responsable si te pasa algo acá adentro. Te sugiero que vengas más tranquilo a la tarde a hacer la denuncia porque ahora no te vamos a poder atender”.

“Hay un recrudecimiento de la violencia”
Franco Zerené es activista y pertenece al espacio Zona que acompaña y genera actividades propias junto a la Federación Argentina LGBT (FALGBT). Zerené activa en La Plata, consultado por este medio respecto de la violencia en esa ciudad dice: “En términos generales hay un recrudecimiento de violencia tanto física como verbal, desde 2015 a la fecha hubo un brote de casos que si pasaban no eran tan recurrentes o tan violentos. Esto es un reflejo de falta de políticas púbicas efectivas”.

Darío Arias, referente de Conurbanxs por la Diversidad dijo: “Repudiamos este hecho de violencia y odio a nuestras identidades y cuerpxs, que no es ajeno a un contexto político en el cual la combinación del aumento de la violencia social hacia las personas LGBTI y la escalada de la represión policial desde que asumió la derecha al poder, nos ponen en permanente estado de alerta y movilización”.

Mientras la ley argentina sigue en deuda con el colectivo LBGTI+ respecto de actualizar las leyes antidiscriminatorias, las estadísticas compartidas por el Observatorio de Crímenes de Odio hacia la comunidad LGBT de la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires y la FALGBT indican que en el año 2017 aumentaron las agresiones callejeras hacia personas LGBTIQ+

“En nuestra ciudad aumenta la violencia hacia el colectivo LGBTI mientras el intendente Julio Garro posa con carteles coloridos en el día contra la discriminación por orientación sexual e identidad de género. Esto es parte del cinismo con el que se mueve el gobierno municipal, mientras desfinancia las políticas públicas de prevención de la violencia y la discriminación. Una vez más vemos la impunidad con la que un estado ausente busca devolvernos a ese clóset al que prometimos no volver nunca más”, expresó Vicente Garay, integrante de la Secretaría de Género de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP).

“La pasé tan mal en la comisaría que no quise exponerme más”, contó el joven que hasta el mediodía no había ido al hospital. Esta bien de salud pero dijo que le da más bronca e impotencia “vivir en la sociedad que vivimos que el dolor físico”.

Por Lucas Fauno Gutiérrez, Agencia Presentes

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua

No hay comentarios:

Leave a Reply