Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Niños en venta: el desafío de África ante la trata infantil

(31/07/18 - África)-.La noticia ensombrece hoy el Día Mundial contra la Trata de Personas: cerca del 28 por ciento de las víctimas identificadas a nivel mundial son niños, mientras en África subsahariana esa proporción alcanza al 64 por ciento.

El informe al respecto elaborado por el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) fue discutido esta jornada en la sede la Unión Africana (UA), en esa capital, y las alarmantes cifras cayeron como una espada de Damocles sobre las cabezas de los líderes regionales, en opinión de expertos.

Unicef estimó además que el número puede ser mayor respecto a lo que sugieren las estadísticas actuales, con lo cual quedó en evidencia la inacción al respecto y la necesidad de medidas urgentes que cambien el panorama desolador en el continente, aseguraron los observadores.

'La realidad es que ese sector raramente es identificado como víctimas de trata. Poco se avanza por temor a los traficantes, falta de informaciones sobre opciones disponibles, desconfianza de las autoridades, miedo a la estigmatización o la posibilidad de ser repatriados sin ninguna protección y apoyo material limitado', señaló Henrietta Fore, directora general de la entidad mundial.

'Quienes viven como refugiados y desplazados son categorías particularmente vulnerables. Ya sea porque escapan de guerras o violencias o porque están en la búsqueda de mejores oportunidades de formación y sustentamiento. Un número exiguo encuentra vías para mudarse regularmente y con seguridad junto con sus familias', explicó.

Niñeras, vendedores ambulantes, vigilantes de noche, esclavas sexuales... Estas son algunas de las múltiples historias de los menores que terminan siendo traficados en África, forzados a trabajar sin salario.

'Esto aumenta la probabilidad de que utilicen circuitos irregulares y más peligrosos o que se trasladen solos, factor que los vuelve más susceptibles a abusos y explotación por parte de los traficantes', comentó Amira El Fadil, comisionada de Asuntos Sociales de la UA.

'La trata es una amenaza extremadamente concreta para millones en el mundo, sobre todo para aquellos que fueron obligados a dejar sus casas y comunidades sin una protección adecuada', destacó.

'Estos menores tienen necesidad urgente de que los gobiernos intensifiquen y tomen medidas para salvaguardarlos', concluyó el vicepresidente de la Comisión, Kwesey Quartey.

Entre ellas, argumentó el investigador del Centro de Estudios Estratégicos, Tefere Megistu, figuran aumentar las vías seguras y legales para hacer que puedan trasladarse con parientes, acelerar la determinación del estatus de refugiados y responder a los obstáculos de la ley con prácticas que prevean el reencuentro familiar.

Además es preciso reforzar los sistemas de protección social para la infancia y la adolescencia con el objetivo de prevenir, identificar, orientar y responder a los casos de trata, violencia, abusos y explotación, con necesidades específicas determinadas por edad y género.

En su opinión, también se debe asegurar que las soluciones sustentables sean guiadas por una evaluación individual y la determinación de su superior interés, prescindiendo del estatus.

Luego se podrían aplicar mejoras en la cooperación más allá de las fronteras y el intercambio de informaciones entre las autoridades con miras a activar los procedimientos de búsqueda y reunificación y los mecanismos de tutela alternativa para niños sin familia.

Entre los países más afectados por esta práctica se encuentran Benín y Gabón, detalló el estudio de Unicef.

'Tenía ocho años cuando fue vendida y enviada a Nigeria. Por puro azar y porque la encontró desorientada la policía fue liberada y enviada al hogar de las hermanas salesianas en Cotonú, la capital económica de Benín'. Se llama Abla y su testimonio, incluido en el documento, ayuda a dibujar el perfil real tras la terrible cifra de más de 40 mil niños que cada año son vendidos en el Estado de África occidental.

En Benín se puede comprar un menor por solo 30 euros, pero no van destinados exclusivamente a la explotación económica o laboral, existe también la trata con fines sexuales o el tráfico de órganos.

A pesar de no contar con datos fiables, porque apenas hay registros oficiales, ese territorio es, plantearon los analistas, un ejemplo paradigmático de vulneración de los derechos de la infancia y también de hasta qué punto nacer en un área geográfica o en otra puede condenar para siempre un futuro.

Por Richard Ruíz Julién, Prensa Latina

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua

No hay comentarios:

Leave a Reply