Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Héctor Rinaldi fue reincorporado al juicio por Lesa Humanidad de Monte Pelloni II a pedido de la fiscalía

(04/09/18 - Lesa Humanidad)-.Había sido apartado de la causa por razones de salud. Ahora el tribunal decidió que el ex subcomisario Héctor Rinaldi se encuentra en condiciones de ser procesado y dispuso su arresto domiciliario. Mariana Catanzaro, abogada representante de la APDH, analizó la medida y su impacto en la continuidad del juicio.

Héctor Rinaldi es uno de los 28 imputados en la causa por delitos de lesa humanidad que se enmarcan en el juicio Monte Peloni II que inició en agosto de 2017. En diciembre de ese año el Tribunal Oral Federal de Mar del Plata decidió apartarlo transitoriamente por razones de salud, pero en marzo de 2018, víctimas de delitos de lesa humanidad publicaron fotografías en Facebook donde se lo veía a Rinaldi en un restaurante de Olavarría. 

Las imágenes no reflejaban el estado de salud que el imputado había declarado tener, por lo que la Fiscalía presentó un escrito elevando el reclamo al Tribunal. Finalmente el juzgado dictaminó la reincorporación del imputado al juicio y su detención en prisión domiciliaria.

“Eran sólo maniobras dilatorias para esquivar su responsabilidad”, enfatizó Mariana Catanzaro, representante de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH), en declaraciones a Radio Universidad. 

La abogada, además, hizo hincapié en la importancia de esta reincorporación. “Lo importante es que se va a dar a conocer su participación en los delitos de lesa humanidad”, subrayó.

¿Qué comunicó el Tribunal mediante esta resolución judicial?
En primer lugar, resolvió reinsertar a Rinaldi al proceso y al debate. El Tribunal también tendrá que anoticiarlo de todo lo sucedido hasta el momento, en particular de aquello que tenga que ver directamente con él. 

Es por eso que se le entregará a su defensor oficial, en soporte digital, todos los registros fílmicos de las audiencias que se realizaron hasta ahora. Por otro lado, si el proceso avanzaba demasiado Rinaldi no podía reinsertarse en el proceso sino que debía sustanciarse otro solamente respecto de él. 

A su vez, en esta misma resolución judicial se dispone que se constituya la detención del imputado con la modalidad de arresto domiciliario. Tengamos en cuenta que tiene 79 años. 

Lo mejor sería que vaya a cárcel común, al igual que todos los imputados que cometen delitos de esa naturaleza, pero últimamente los Tribunales están pidiendo arresto domiciliario cuando se trata de personas de esta edad.

¿Tiene algún fundamento que a lo largo del último tiempo los Tribunales decidan otorgar prisión domiciliaria en estos casos?
Son tiempos donde la Justicia está eligiendo que estas personas cumplan prisión domiciliaria… Para todos los organismos de Derechos Humanos, en tanto las condiciones de la Unidad Penitenciaria se adecúen a las necesidades médicas específicas que puedan tener los condenados o los procesados que están en prisión hasta recibir la condena, pueden estar en alojamientos penitenciarios. No necesitan estar en sus domicilios particulares. Pero últimamente la modalidad que vemos es que después de determinada edad directamente se procede al arresto domiciliario.

¿El regreso de Rinaldi al juicio puede afectar los tiempos del proceso?
Quizás tengamos que asistir a algunas audiencias más. Pero lo más importante es que se lo va a incluir en este proceso y que se van a dar a conocer todas las cuestiones que tengan que ver con su participación. En principio, esto no tendría que dilatarlo mucho más. 

Espero que para fin de año se finalice con el juicio. Tal vez sea necesario convocar algunos testigos más. Hay que ver puntualmente los hechos que se le imputan y su participación como subcomisario de Sierras Bayas.

En cuanto a la finalización del juicio, considero que debería hacerse en Olavarría porque es una manera de que la población en general, y en especial aquellos que estuvieron bastante ajenos al proceso, se enteren. 

Esto es algo que estamos pidiendo desde la APDH. En concreto, queremos que la lectura de los alegatos y la sentencia tengan lugar en Olavarría. Teniendo en cuenta que durante todo el proceso los imputados no están asistiendo a las audiencias y en esa instancia deben estar.

¿Hubo algún reclamo por parte de la defensa del imputado?
Sabemos que el lunes el defensor oficial de Rinaldi pidió la excarcelación. Porque más allá de que uno aspira a la prisión común para personas que cometieron delitos de lesa humanidad, no deja de ser el arresto domiciliario una sanción dura, hasta tanto se llegue a la condena o la absolución. Pidió la libertad ambulatoria y le fue denegada. Por lo que va a tener que empezar a cumplir con esta disposición.

Pero más allá de lo que el Tribunal exprese luego en una sentencia, hay diversos factores que sirven para gravitar las tendencias y las exposiciones de los jueces en un sentido o en otro. Imagino que, para el Tribunal, tener a la vista certificados médicos que hablaban de dolencias que le impedían al imputado siquiera estar en la condición de procesado y luego ver que lleva una vida común, al menos habla de que pretendió eludir su responsabilidad… 

Rinaldi intentó evitar que se hagan investigaciones respecto de su participación. Lo exprese o no, creo que el Tribunal va a inclinar la balanza en perjuicio de él. Mientras tanto tuvimos que soportar verlo por la calle haciendo una vida normal cuando su participación en los crímenes realmente está en tela de juicio.

Fuente: Programa “No todo está perdido” de FM 90.1

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua

No hay comentarios:

Leave a Reply