Select Menu

Municipios

Latinoamerica

Sociedad

.

.

Argentina

Deportes

Internacionales

Cultura y Educación

» » Recordaron a Sebastián Bordón a veintiún años de su asesinato

(12/10/18 - Derechos Humanos)-.El 12 de octubre de 1997, después de tortuosas semanas de incertidumbre, aparecía en un barranco del cañón del Atuel en San Rafael el cadáver de Sebastián Luis Alberto Bordón.

El joven de 18 años, que estaba de viaje de egresados en el sur mendocino, pasó la noche del 2 de octubre detenido en el destacamento policial del Nihuil y luego desapareció. Mientras su padre venía desde Moreno Provincia de Buenos Aires a buscarlo.

Ante esta situación, el grupo de policías que procedió en la detención (y desaparición) de Bordón implicó a supuestos testigos y hasta a una parapsicóloga para distorsionar los hechos, confundiendo a les familiares con hipótesis falsas.

Lo cierto es que luego de darle una feroz golpiza, los agentes Daniel Gómez, Abelardo Cubillos, Roberto Gualpa y Esteban Merelo y con la complicidad del comisario de la seccional 38 de San Rafael, Ramón Trentini, mantuvieron oculto a Bordón sin atención médica, sin comida y sin abrigo.

Después de diez días de búsqueda, un baqueano halló el cuerpo a dos kilómetros del destacamento en una zona que supuestamente había sido rastrillada varias veces por las fuerzas policiales. Sebastián Bordón presentaba fracturas, rasguños, hematomas y una herida profunda en la cabeza.

Las pericias realizadas por Gendarmería Nacional confirmaron que la muerte no había sido resultado de un accidente o suicidio, y que el cuerpo había sido colocado en el barranco; los pelos hallados en el patrullero de Gómez, Cubillos  y Gualpa eran morfológicamente compatibles con los de Bordón. El por entonces gobernador Arturo Lafalla ordenó el sumario administrativo separando de sus cargos a los policías sospechados.

A partir de noviembre de ese año se iniciaron las detenciones de Trentini, Gómez, Cubillos, Gualpa y Merelo. El comisario mayor Atencio se presentó espontáneamente.

El juicio por el homicidio de Sebastián comenzó en agosto de 2000 y culminó en diciembre: Gualpa y Cubillos recibieron 10 años y fueron acusados de lesiones graves y abandono de persona seguido de muerte. A Gómez igual, sólo que por tener un cargo más alto su pena fue de 12 años; Trentini fue condenado a 15 años por homicidio; Merelo fue acusado de encubrimiento y su condena fue de 2 años y 6 meses mientras que los ex comisarios Carlos Escobar y Juan Atencio fueron absueltos junto con el camionero Humberto Vega Giménez, mientras que la parapsicóloga Amanda Ledesma recibió la pena de dos años por encubrimiento.

A raíz de este hecho, se produjo un cimbronazo en las cúpulas policiales de Mendoza, lo que aceleró una reforma que hizo que el poder civil asumiera el mando de esta fuerza por primera vez en la historia provincial. El caso Bordón dejó de manifiesto la evidente continuidad de las modalidades de la época de la dictadura en los procedimientos policiales. 

Dato más que esclarecedor en este sentido es que el comisario Hugo Trentini responsable por el homicidio de Sebastián, fue condenado a su vez a cadena perpetua por delitos de lesa humanidad por su accionar en la comisaria 32 de San Rafael durante los años de gobierno militar.

Desde CORREPI repudiamos los oscuros episodios que involucran a las fuerzas policiales de la provincia y que en tiempos de democracia continúan descargando su violencia sobre el pueblo y los sectores trabajadores. A 21 años del asesinato de Sebastián Bordón reafirmamos nuestra lucha: Basta de represión, basta de gatillo fácil, Sebastián Bordón ¡Presente!

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Previo
Entrada antigua

No hay comentarios:

Leave a Reply