Últimas novedades

Un diplomático chino repudió el "descarado apoyo occidental a criminales en Hong Kong"

(20/11/19 - China)-.Un diplomático chino fustiga el descarado apoyo de Estados Unidos y el Reino Unido a los "criminales extremadamente violentos" en Hong Kong, isla autónoma de China.

El embajador de China en el Reino Unido, Liu Xiaoming, pidió el lunes a Washington y Londres y a otros Gobiernos occidentales que pusieran fin a su política de injerencia en los asuntos internos de China.

El representante chino aludía a las reacciones sobre los acontecimientos violentos que tiene lugar en Hong Kong. “Algunos países occidentales han expresado públicamente su apoyo a los criminales extremadamente violentos”, afirmó Liu.

En concreto, el embajador chino indicó que la Cámara de Representantes de Estados Unidos, ha aprobado la llamada Acta sobre los derechos humanos y la democracia en Hong Kong, mediante la cual intenta “intervenir descaradamente en los asuntos de Hong Kong” que, en realidad, son asuntos propios de China.

Asimismo, señaló que el Gobierno británico y el Comité de Asuntos Exteriores de la Cámara de los Comunes han publicado informes con “comentarios irresponsables” sobre Hong Kong.

“Lo que es aún peor, ciertos políticos británicos incluso han planeado otorgarle un premio al promotor principal de la independencia de Hong Kong”, denunció el diplomático de China.

Hong Kong es testigo de masivas movilizaciones desde el pasado 9 de junio, cuando empezaron en aparente rechazo a un proyecto de ley que permitiría las extradiciones de los sospechosos desde el territorio autónomo para ser juzgados en la China continental y Taiwán.

El Occidente ha recibido con beneplácito las protestas violentas en la isla y ha instado a continuarlas. 

El territorio en el sur del gigante asiático vive desde hace 22 años en un entramado peculiar. Desde que los ingleses devolvieron su gobierno a Pekín en 1997, Hong Kong se mueve en un sistema diferente del que se conoce en la China continental.

Los británicos, de hecho, lograron como condición que China accediera a gobernar Hong Kong bajo el principio de “un país, dos sistemas” y respetara su capitalismo y forma de gobierno por 50 años.

Pese a la autonomía de Hong Kong, este territorio es considerado una región administrativa especial de China que la gobierna bajo el aludido principio, que permite a los honkongneses gozar de “un mayor grado de autonomía, excepto en asuntos exteriores y de defensa” por medio siglo.

Sin embargo, dos décadas después, grupos civiles de Hong Kong han denunciado supuestos intentos de Pekín para suprimir la democracia en su región especial.

Compartir:

Publicar un comentario

 
Copyright © Nuevo Reporte Sur.