Últimas novedades

"No hay excusas para la pobreza en Argentina: hay responsables."

(27/06/19 - Gestión Macri, Pobreza Cero)-.El Frente Productivo Nacional que integran, entre otros, la Asociación PYME de pequeños y medianos empresarios; CANPO Corriente Agraria Nacional y Popular y la Confederación Nacional de Cooperativas de Trabajo, CNCT emitieron un duro comunicado en la previa al proceso electoral.

En ella, los sectores ligados al ámbito productivo de base cuestionan duramente al gobierno y sus políticas neoliberales a las que responsabiliza por la situación económica actual.

Comunicado del Frente Productivo Nacional
Las mentiras que el gobierno de Cambiemos pronunció en campaña -y profundizó en gestión- se han materializado. Hoy, con un índice de desempleo que alcanzó los dos dígitos. Miles de familias argentinas, a lo largo y a lo ancho de todo el país, no llegan a cumplir con necesidades básicas como la alimentación, salud, vivienda y educación. La sociedad ha sido estafada. 

“Todos queremos que empiece la etapa de generación de trabajo de calidad y en el segundo semestre todos vamos a volver a percibir que la Argentina va a ser un lugar donde a partir de la inversión se genere trabajo de calidad”, dijo Mauricio Macri en 2016. Hoy, tres años después de aquel día, el segundo semestre nunca llegó y se prevé que a fines de 2019 haya más de 2.600.000 personas desocupadas, sumadas a ellas su núcleo familiar.

Se conocieron también esta semana datos de la UCA que indican que el 49,3% de la población económicamente activa se encuentra ocupada en tareas informales. Dentro de ese universo, el 75,9% carece de aportes del sistema de seguridad social (jubilación y obra social) y en promedio recibe salarios de $10.283 mensuales. Un salario que, como sabemos, no alcanza ni niveles de indigencia en el actual contexto económico.

En este sentido, la clase trabajadora es quien se vio ostensiblemente perjudicada por un espacio político que, entre otros engaños, prometió que cuando fuera gestión no se pagaría impuesto a las ganancias, cuando hoy creció un 66% la cantidad de trabajadores que lo tributa.

La historia los juzgará, sin dudas. Pero también nos juzgará a nosotros, a quienes como representantes del sector productivo, y desde el campo nacional y popular, debemos agotar todas las instancias posibles para revertir esta situación en la que millones de compatriotas se mueren de hambre y exclusión, como producto de políticas deliberadas de ajuste para las mayorías y de enriquecimiento para unos pocos. 

Hoy, la herramienta que tenemos para revertir este desastre es electoral, y como dijo la senadora y precandidata a vicepresidenta de la nación, Cristina Fernández de Kirchner: “La etapa que viene en Argentina nos demanda más organización y un contrato social claro para recuperar el trabajo‬”.

El trabajo y la producción son lo que nos va a devolver la dignidad como pueblo, pero también la memoria: tanto Alberto Fernández como Cristina Fernández de Kirchner han dado muestras concretas de que es posible gobernar para las mayorías, de que se puede redistribuir riqueza y de que es posible que los trabajadores, los jubilados y los niños coman, se eduquen, y aspiren a algo más que a las sobras de un sistema que los excluye en todos los ámbitos de la vida social.

Está en juego la dignidad de miles de familias. Es tiempo de todos.

Compartir:

Publicar un comentario

 
Copyright © Nuevo Reporte Sur.