Últimas novedades

Se conocieron las primeras bajas tras las elecciones españolas

(12/11/19 - Reino de España)-.El frágil paso de comedia que el Reino de españa llama democracia volvió a montarse el pasado fin de semana con el resultado previsible del triunfo del socialismo neoliberal del PSOE y la casi extinción del partido del medio, Ciudadanos, que cedió casi todos sus diputados a la ultraderecha de Vox.  
    
Ante esta realidad electoral, la dimisión del líder de Ciudadanos protagonizó la jornada poselectoral en el reino, además del auge de la ultraderecha que complica aún más el panorama del bloqueo.

Los socialistas han revalidado su victoria en las elecciones del 10 de noviembre en España y han descartado una coalición con la derecha, Partido Popular (PP), que ha aumentado sus representantes. El Partido Socialista Obrero Español (PSOE) liderado por Pedro Sánchez, buscará la mayoría con Unidas Podemos y los grupos minoritarios.

Además, la formación de centro derecha, Ciudadanos, que ha pasado de 57 a 10 escaños en el Congreso de los Diputados ha provocado la dimisión de su presidente, Albert Rivera.

Por su parte, la ultraderecha Vox se ha convertido en la tercera fuerza política española con 52 representantes en la Cámara Baja y genera más incertidumbre ante los posibles pactos. El grupo, liderado por Santiago Abascal, ha basado gran parte de su discurso en el odio a la inmigración y Cataluña.


Las nuevas Cortes se constituirán el 3 de diciembre y el 12 del mismo mes, será la fecha tope para que los partidos con representación parlamentaria se registren como grupos propios. Sin un bloque claro, de izquierdas o derechas, dependerá de la voluntad de los políticos formar gobierno.

Cuatro elecciones en cuatro años
España bate nuevo récord y celebra cuatro elecciones en cuatro años. Cada cita electoral cuesta casi 180 millones de euros.

Elecciones de 20 de diciembre de 2015:
El Partido Popular (PP) gana las elecciones y obtiene una mayoría simple. El Partido Socialista Obrero Español (PSOE) queda en segundo lugar. Ambos pierden la posibilidad de gobernar en mayoría.

Las elecciones suponen el fin del bipartidismo. Ciudadanos y Podemos, dos nuevas fuerzas políticas, entran con fuerza en el Parlamento. Las negociaciones entre las cuatro formaciones no dan fruto. No se pacta un gobierno de coalición.

El PSOE no acepta un gobierno presidido por Mariano Rajoy. Pero tampoco Sánchez obtiene apoyos necesarios para la investidura. Se repiten los comicios seis meses después, en junio de 2016.

Elecciones de 26 de junio de 2016:
La historia se repite. El PP vuelve a salir como la formación más votada, seguida por el PSOE. El 30 de octubre, tras un intento fallido, Mariano Rajoy es investido como presidente del Gobierno, gracias al apoyo de Ciudadanos y la abstención del PSOE, pese al descontento de su líder, Pedro Sánchez, quien prefirió dimitir como líder socialista y de su escaño como diputado, antes de permitir la renovación de la estancia de Rajoy en la Moncloa.

20 meses después, Sánchez logra tumbar a Rajoy del poder tras regresar al liderato de su partido en unas primarias. Lanzó una moción de censura contra Rajoy en junio de 2018, cuando se conocieron las sentencias del caso Gürtel. La trama que vinculó al PP con graves casos de corrupción. Sánchez ganó la moción y, automáticamente, se convierte en el presidente del Gobierno.

Elecciones del 28 de abril de 2019:
Pedro Sánchez, apenas ocho meses después de llegar a la Moncloa, tuvo que convocar elecciones anticipadas. El Congreso de los Diputados rechazó dos veces sus presupuestos generales. El proyecto fue tumbado por la negación del PP, Ciudadanos y los independentistas catalanes. Así se puso el punto final al Gobierno más breve de la democracia española y los españoles acudieron a las urnas el 28 de abril.

El PSOE sale como el partido más votado. Logra 123 escaños. El segundo es el PP, con 66. Ciudadanos y Unidas Podemos en tercero y cuarto lugar. Lejos de la mayoría absoluta, los socialistas tienen que pactar con otros partidos.

El líder socialista realizó consultas con todos los partidos. Un acuerdo PSOE-Podemos parecía alcanzable, pero los dos líderes se alejan debido a la falta de garantías y las filtraciones y Sánchez pierde la primera votación de investidura.

La segunda investidura también fracasa por el no de Podemos a la oferta de último momento de los socialistas. Ante los desacuerdos, la única alternativa es la repetición electoral, el 10 de noviembre.

Cada cita electoral en España cuesta casi 180 millones de euros. Lo que significa, que cada español paga 4 euros por cada voto; escenario que puede repetirse, si el impasse político continúa.

Compartir:

Publicar un comentario

 
Copyright © Nuevo Reporte Sur.